Tienes derecho a jugar gritando

Desde los juegos más clasicos hasta los juegos actuales, siempre hay jugadores que llevan su pasión más allá de los sentimientos en sus partidas, muchos apasionados a los juegos se sienten con el poder suficiente como para romper los cristales con tus típicos chillidos que taladrarían cualquier oido de persona humana.

Deja un comentario